cuidando tus pechos durante la lactancia
Bebés Embarazo Maternidad

Cuidados del pecho durante la lactancia materna.

¿Cómo cuidar el pecho durante la lactancia materna? Aquí te dejamos algunos consejos para que cuides de tus pechos en esta etapa. Evita las infecciones, las grietas, la mastitis y todas aquellas molestias que suelen llegar con la lactancia.

Cuidados del pecho durante la lactancia materna poster

Los primeros días de la lactancia materna pueden ser realmente difíciles para muchas mujeres. Aunque siempre escuchamos que la lactancia no debería doler, la realidad es que los primeros días son todo un reto para la mayoría de las madres, sobretodo para las madres primerizas.

Una de las razones principales por las que las madres renuncian a la lactancia, es por complicaciones en los pechos; pezones agrietados, mastitis, infecciones y otras molestias que se pueden evitar teniendo estos cuidados.

Cuidados del pecho durante la lactancia materna.

Sujetadores para lactancia

Utilizar un sujetador para lactancia es muy importante durante esta etapa, no solamente por ser muy cómodo y práctico, sino por su estructura.

Estos brassieres dan un excelente soporte sin aplastar tus pechos, no tienen varillas (éstas pueden provocar congestión), y por lo general son hechos de algodón, que es el material más indicado para cuidar tu piel y evitar irritaciones.

Los sujetadores para lactancia serán tus mejores aliados, asegúrate de encontrar la talla correcta.

cuidados de los pechos para amamantar

Evita los jabones en el area de los pechos

La higiene es muy importante para evitar infecciones, pero debes saber que para lavar tus senos no es necesario utilizar jabón.

Lava solamente con agua, ya que los jabones o geles de ducha pueden eliminar el aceite natural que se produce en tus pechos gracias a las Glándulas de Montgomery.

Puedes mojar una gasa de algodón y dar toques suaves sobre tus pezones, siempre sin frotar para no lastimar tu piel.

El aire es tu mejor aliado

Déja secar tus pechos al aire, tanto después del baño como después de amamantar. Si no es posible, puedes secarlos con una toalla suave o con discos de algodón. Recuerda, siempre con toquecitos para no lastimar más esta área.

cuidados para amamantar

Leche materna para cuidar tus pezones

La leche materna fresca es un cicatrizante natural, y te ayudará a sanar los pezones agrietados.

También tiene propiedades antiinflamatorias y antiinfecciosas, así que no dudes en aplicar un poco de leche fresca sobre tus pezones, antes y después de amamantar, sin duda una excelente opción para ayudarte a tener una lactancia exitosa.

Una buena postura al amamantar

No importa cual sea la posición que elijas para amamantar a tu bebé, lo importante es que estés cómoda y que te asegures de que tu bebé abra bien la boca y tome toda o lo más posible de tu areola para que no te lastime, es decir, que tenga un buen agarre.

Si quieres saber cuáles son las mejores posturas para amamantar y para un buen agarre, puedes leer más aquí.

10 consejos para sobrevivir al postparto

lactancia materna, consejos para cuidar tu pecho

Más consejos para el cuidado del pecho durante la lactancia materna

Retira a tu bebé a tiempo

Retira a tu bebé en cuanto notes que ha dejado de comer, no lo dejes succionando más tiempo, ya que esto podría lastimarte.

Para retirar a tu bebé del pecho, es recomendable que coloques tu dedo índice dentro de su boca, esto evitará que se haga un vacío y que se lastimen tus pezones.

Descongestionar los pechos

El agua tibia puede ayudarte a descongestionar los pechos y a calmar el dolor.

Asegúrate de que el agua no esté demasiado caliente; puedes darte una ducha, o si prefieres, mojar una toalla o compresa y dejarla un rato sobre tus pechos para sentir alivio.

Es muy importante que después de esto permitas que tus senos se sequen por completo, antes de ponerte los parches de lactancia y la ropa interior.

Otra excelente opción para descongestionar los pechos es utilizar hojas de col o de repollo. Lava muy bien las hojas y mételas al refrigerador. Cuando sea necesario, puedes colocarlas en tus senos y sentiras alivio muy rápidamente.

parches de lactancia para los pechos

Discos absorbentes para lactancia

Utilizar discos o parches para lactancia es de gran ayuda.

Los parches de lactancia sirven para absorber la humedad que se produce con las perdidas de leche, lo cual te ayudará a que no se produzcan infecciones o grietas en los pezones, además tu brassiere se mantendrá limpio y seco.

Hay una gran variedad de parches de lactancia en el mercado, pueden ser desechables o lavables, elige los que más te acomoden, pero asegúrate que sean de algodón.

Intenta cambiarlo cada 1 o 2 tomas para mayor higiene.

Masajes circulares

Una manera de cuidar tus pechos durante la lactancia materna es realizando masajes, éstos te ayudarán a bajar la leche y a evitar la congestión del pecho.

Hazlo varias veces al día, especialmente antes de amamantar.

Comienza haciendo círculos desde el exterior del pecho hacia la areola con las llemas de los dedos. Mientras amamantas a tu bebé puedes hacer el mismo movimiento pero hacía el exterior, así ayudarás a que la leche fluya mejor.

Recuerda siempre hacer movimientos suaves y no frotar la piel para no lastimarla.

25 Consejos para bañar a un bebé recién nacido

Lava bien tus manos

Una de las cosas más importantes para evitar infecciones es lavar bien tus manos.

Lava tus manos con agua y jabón antes y después de amamantar, cuando cambies los parches o discos de lactancia, cuando vayas a aplicar hojas de col, antes de aplicar leche materna en los pezones, etc.

Este es un paso muy importante para el buen cuidado de los pechos durante esta etapa.

No duermas boca abajo

Ejercer mucha presión sobre los senos, sobretodo al inicio de la lactancia materna, puede provocar que las glándulas mamarias se obstruyan (mastitis).

Por esta razón te recomendamos que encuentres otra posición para dormir en donde tus pechos no se lastimen tanto.

Cuidados del pecho durante la lactancia materna.

Esperamos de todo corazón que estos consejos te hayan servido, y que puedas vivir esta etapa sin problemas.

Para tener una lactancia materna exitosa es necesario que seas consciente de que necesitarás tiempo, práctica y mucha paciencia. Encuentra un grupo de apoyo para lactancia, acercate a las expertas y nunca tengas miedo o pena de pedir ayuda.

Durante esta etapa es muy importante contar con apoyo, información y confianza. ¡Lo harás muy bien mamá!

Las 4 amigas que toda mamá necesita

Si te gustaron estos consejos no dejes de compartirlos con otras mamás o futuras mamás. Puedes dejarnos un comentario o escribirnos a [email protected]

Te sugerimos leer...

1 comentario

  1. […] Cuidados del pecho durante la lactancia materna. […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *